CAMBIAR PASTILLAS DE FRENO

Experiencia mecánica

Bajo

Herramientas necesarias

Llaves fijas o tubo, allen, destornillador o palanca.

Período a realizar

Unas pastillas de freno pueden durar 5.000Km o 30.000Km. Depende muchísimo de la moto, el tipo de uso, y la calidad de las pastillas.

Importancia

Alta

Función

Son las encargadas de generar la fricción contra el disco para desacelerar. Y a su vez proteger al disco de grandes desgastes.

Tiempo necesario

30 a 60 min

¿Qué son las pastillas de freno y para que sirven?

Las pastillas de freno o balatas las podemos encontrar en los frenos de casi cualquier tipo de vehículo. Las mismas son las encargadas de generar fricción contra el disco o campana, así logrando una desaceleración del vehículo. A su vez, garantiza un buen frenado en cualquier tipo de circunstancia y una buena durabilidad del disco o campana. Se componen de dos partes principales, una placa metálica, a la cual le adhieren una gran cantidad de un compuesto comúnmente llamado ferodo. Dicho elemento, es el material de fricción que genera el frenado. Básicamente, es un material que genera muchísima fricción, pero a su vez, se «desgrana» o desgasta fácilmente. De esta forma, logramos un excelente frenado, sin gastar el disco o campana de freno. Por lo tanto, si perdemos cuidado de nuestros frenos, nos quedaremos sin ferodo, y entraría en contacto la parte metálica contra el disco o campana. En pocos intentos de frenar, podemos estropear el freno totalmente. ¡Cuidado con este gran detalle!

¿De qué están compuestas las pastillas de freno?

Existen miles de compuestos, pero a groso modo, son distintos tipos de materiales sólidos en forma de polvillo más un aglutinante. Podrían ser, grafito, metales ferrosos y no ferrosos, kevlar, vidrio, carbono, goma sintética, y un infinito, etc.

Lo más importante, es entender que hay distintos compuestos para distintos tipos de situaciones. Las pastillas más comunes están pensadas para la ciudad, tienen un buen promedio entre buen frenado, buen comportamiento con el agua, y un bajo desgaste para el disco o campana.
Pero luego podemos encontrar distintos compuestos para circunstancias específicas. Como puede ser en circuito o eventos de off road. Teniendo en cuenta los desgastes, capacidad de frenado, temperaturas, barro, arena, y otro sin fin, etc.

Síntomas de desgaste de las pastillas de freno

En caso de ya haber gastado por completo el ferodo de las pastillas, entrará en contacto metal contra metal. Esto no es nada bueno y el freno puede dar ciertos síntomas.

  • Chillido/chirrido/rechinan. Pueden generar un ruido muy característico. En este caso hay varias opciones. Las pastillas generan este ruido con una pequeña chapita, justamente para avisar su reemplazo. Que el ruido sea más áspero, dando a entender que está rozando metal contra metal. O que las pastillas están simplemente cristalizadas, situación que explico en el siguiente título.
  • No frena. El freno simplemente no funciona, la manija o pedal está completamente flojo. En algunos casos, está diseñado para que las pastillas se caigan, por lo tanto, no tenemos con que frenar. No es lo más común, ya que es un poco peligroso.
  • Falta líquido de frenos. Si observamos el depósito del líquido, tenemos unas indicaciones del máximo y mínimo. No confundir, si está por debajo del mínimo, no falta líquido, significa que las pastillas están gastadas. Básicamente, el líquido tiene que ocupar el espacio del material faltante en las pastillas, por lo tanto, al colocar unas nuevas, volveremos a tener el nivel del líquido correcto. Si tenés un problema con el líquido, tengo el mantenimiento correcto para vos, CLIC AQUÍ. De todas formas, recomiendo realizar ese mantenimiento luego de este, es lo correcto.
Depósito de líquido de freno

Pastillas de freno cristalizadas

¿Por qué mi freno rechina o genera un chirrido/chillido? En estos casos, las pastillas de freno están cristalizadas. El ferodo puede endurecerse, quitando poder de frenado y generando un ruido muy desagradable. La cristalización puede suceder cuando la pastilla es muy vieja, es de mala calidad, fue expuesta a altas temperaturas o mucha agua. En la mayoría de los casos se soluciona lijando suavemente a ambas pastillas. Al verlas, vamos a notar una zona levemente más brillosa, pero luego de pasarlas por una lija en una superficie plana, esto debería desaparecer. En otros casos, no se puede solucionar y habría que reemplazarlas.

Paso a paso para reemplazar las pastillas del freno de una moto

1) Aflojar tornillos

Antes que nada, tenemos que ubicar el caliper del freno a disco. Ya sea el trasero o el delantero.
Podemos encontrar pastillas de freno guiadas por uno o dos ejes, a su vez, este eje puede contener una rosca o una traba con clip. Esto depende mucho del caliper del freno. En las imágenes les muestro distintos ejemplos.

Recomiendo desajustar estos ejes en este momento, ya que suelen estar bastante pegados. Simplemente, aflojar sin quitar. Hay que tener muchísimo cuidado con la cabeza de estos ejes, suelen ser llaves allen de 5 mm, utilizar la herramienta correcta si o sí.
En caso de tener ejes con clips, tal vez también sea más cómodo quitarlos ahora con el caliper firme en la moto.

2) Quitar caliper de freno y pastillas o balatas

Aflojamos y quitamos ambos tornillos que sujetan el caliper a la moto. Una vez realizado, vamos a poder manipular el caliper con la mano. Mucho cuidado con la manguera del mismo, ya que en él circula el líquido de frenos. Podemos dejar el caliper colgando de la manguera sin problemas, pero manipular con suavidad. Tampoco debemos presionar el pedal o manija del freno, porque se unirán ambas pastillas y puede que sea complicado despegarlas.

Vamos a quitar el o los ejes que sostienen las pastillas. Una vez fuera, guardamos los ejes y pastillas en una caja.

Debemos observar el interior, ya que las pastillas suelen estar acompañadas de unas finas chapas, las cuales tienen una posición específica. Lo ideal sería quitarlas.

Observación de pastillas y disco de freno

En esta instancia podemos observar las pastillas viejas, las mismas deben tener unos pocos milímetros de ferodo. Si tienen menos, corremos riesgo, y si directamente no tienen nada, podríamos estar en problemas. Es común olvidarse de cambiar las pastillas de freno, por lo tanto, entra en contacto el metal contra el disco. Esto provoca un desgaste terrible en el mismo. Por lo tanto, recomiendo observar el disco, ya que el mismo debe tener un espesor específico. Que esté rallado no es grave, con los kilómetros van obteniendo ciertas ondulaciones. Pero el problema está en su espesor, si tuvo mucho desgaste, no va a cumplir con el mínimo espesor que debe tener.

3) Limpieza

Desacoplar/desarmar caliper

El caliper se compone de dos mitades, guiadas por unos ejes. En estos se juntan bastante suciedad, si lo desarmamos podemos limpiar y engrasar correctamente. Para comenzar a desacoplar, podemos palanquear muy suavemente con un destornillador. Una vez desarmado, la guardamos en nuestra caja con las demás piezas.
Pueden ver en las imágenes que en este modelo de caliper tengo una chapita extra. Estas son importantes, no debemos perderlas. Hay que prestar atención antes de quitarlas ya que volver a colocarlas puede ser complicado. La forma y cantidad de las mismas puede variar según el modelo del caliper.

En el caso de encontrar muchísima suciedad, también podríamos quitar las gomas que protegen a los ejes del caliper. Estos son los encargados de abrir y cerrar el caliper, es importante que se mantengan limpios y engrasados por dentro.

Limpieza caliper

Podemos utilizar un poco de combustible y un pincel, o tal vez W40 o similar. Cepillamos y secamos bien. Muy importante secar bien, ya que el combustible o aceite no debe ensuciar las pastillas nuevas ni el disco. Debemos proteger al disco con un trapo grande para no contaminarlo con aceite.

Limpiar piezas sueltas

Recuerden limpiar y secar, de la misma forma, las piezas que tenemos en nuestra bandeja. En el caso de las gomas, sería mejor aplicar W40 o similar para evitar que se rompan con el combustible.

Limpiar disco

Por último, limpiamos el disco de freno con un papel limpio más alcohol. Es un detalle que no se suele realizar, pero ayudamos a disminuir la contaminación de las pastillas de freno.

4) Retraer pistones

Antes de colocar las pastillas nuevas, debemos meter hacia adentro los pistones. Antes teníamos las pastillas desgastadas y los pistones están muy sobresalidos, por lo tanto, no vamos a tener lugar para colocar ambas pastillas más el disco de freno entre medio.
Para esto, colocamos una o las dos pastillas viejas, y nos ayudamos con una palanca. Podemos utilizar un destornillador viejo o una palanca para quitar cubiertas. Debemos aplicar una buena presión, pero sobre todo, debe ser constante. No exageren la fuerza, simplemente debe ser una fuerza constante. Al principio pareciera que no sucede nada, pero si mantienen la fuerza verán como el o los pistones se meten hacia adentro.
En caso de no lograrlo, pueden chequear el nivel de líquido del depósito. Si los pistones aún están muy sobresalidos, el nivel debería estar casi en el mínimo. Pero en el caso de visualizar el nivel al máximo, evidentemente tienen líquido por de más. Deben purgar un poco para lograr retraer los pistones. Pueden hacer CLIC AQUÍ para ver el mantenimiento donde explico este proceso.

¿Te está gustando mi contenido? Si pensás que es de buena calidad y te es de utilidad, podrías invitarme un simple cafecito ☕. Cuesta poco, es fácil y seguro, pero para los creadores de contenido es importantísimo.

Invitame un café en cafecito.app

5) Engrasar y armar caliper

Una vez todo limpio, podemos proceder a engrasar y armar el caliper de freno. Recomiendo utilizar grasa grafitada negra. Colocamos lo justo y necesario en los ejes que arman las dos mitades del caliper, recuerden que nunca debe caer grasa en el disco o pastillas, en caso de colocar excesivamente puede ser contraproducente. Luego procedemos a colocar las gomas en su sitio y armar las dos piezas del caliper. Pero antes de armar, recuerden si deben colocar una de las chapitas.

6) Colocar pastillas nuevas

Volvemos a colocar la chapita en su lugar, esta es importante, ya que efectúa de resorte. Al soltar el freno, ayuda a retraer a la pastilla, así evitamos un roce constante de la misma. Vuelvo a aclarar, en mi caso tengo dos chapitas, pero puede que esto sea totalmente distinto según el modelo.
Ingresamos las pastillas y los ejes. Observar bien su posición, puede que en algunos modelos cueste un poco ingresarlos. La misma chapita nos impide colocar el último eje, por lo tanto, debemos realizar un poco de presión hacia adentro en la pastilla para que ingrese.

Un extra que podemos realizar antes, es engrasar levemente el o los ejes. Nuevamente, la cantidad justa y necesaria, ya que nunca debe entrar en contacto con las pastillas y/o el disco.

7) Colocar caliper

Ingresamos el caliper de freno en su sitio. Obviamente, debemos estar segurísimos con la posición de las pastillas y el disco, ya que el mismo tiene que tener una pastilla de cada lado, como pueden ver en la imagen, la llave fija estaría simulando el disco.


Colocamos los tornillos y ajustamos, también hay que ajustar los ejes que sostienen las pastillas.

8) Verificar freno

Estamos por finalizar, nos queda bombear repetidas veces el freno. De esta manera logramos que los pistones se adelanten hasta que las pastillas entren en contacto con el disco. Es muy importante este paso, ya que podemos tener un accidente si el freno no lo tenemos disponible en el acto. De hecho, la primera vez que salgamos a rodar, debemos tener en cuenta que el frenado va a ser notablemente menor en las primeras instancias. Las pastillas están totalmente planas, pero nuestro disco probablemente no. En los primeros bombeos, las pastillas se hermanan con el disco de freno, y en este instante ya tenemos el 100% de la frenada. Tengan en cuenta estos detalles, evitemos accidentes.

9) Limpieza y orden final

Como siempre, limpiamos los últimos detalles, herramientas, y ordenamos todo. Un buen trabajo se realiza ordenado y limpio, no se olviden de esto.
Les comento que este mantenimiento está muy ligado con el de purgar el líquido de frenos. Luego de cambiar las pastillas de freno, lo correcto es purgar el líquido. Por lo tanto, ¡CLIC AQUÍ para ir al mantenimiento!

Si te gusta mi contenido y querés apoyarme para poder generar mucho más y aumentar la calidad, podrías donarme algunos cafecitos!
Si nunca realizaste una donación de este estilo, no te preocupes, es súper sencillo, seguro y podés donar desde 50 pesos argentinos o bitcoin. Para vos seguramente sea muy poco, pero para mi suma bastante!

Invitame un café en cafecito.app
Comparte este post en tus redes sociales favoritas

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Conocimiento general necesario sobre mecánica
¿Qué son los cilindros?
Embrague multidisco bañado en aceite

Dificultad:

Bajo

Htas:

Llaves fijas

Período:

Cada 1000km

Tiempo:

5 a 20min

Dificultad:

Bajo

Htas:

Llaves fijas o tubo y allen

Período:

15.000Km Aprox.

Tiempo:

30 a 60 min

Dificultad:

Bajo

Htas:

Llave fija y dest.

Período:

1 vez al año

Tiempo:

1hs o más
Motomel

Skua 125 Xtreme

Yamaha

MT-07 ST

Honda

XR 250 Tornado

Corven

Triax 200 R3

Bajaj

Dominar D400

Motomel

Mirage 110 AD

Zanella

Patagonian Eagle 250

Yamaha

XTZ 125

Kawasaki

Versys X 300 ABS

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad